domingo, 19 de abril de 2015

En abril lluvias mil, vestida de rosa y blanco



Debía de tener ocho años, me habían llevado de vacaciones a casa de unos amigos de la familia y a mí me parecía que aquello era una aventura tremenda.



Conocía a todos los integrantes y en especial a las hermanas mayores que tenían entre quince y veinte años y las encontraba perfectas, sabias y divertidas.


Acostumbrada a estar con mis hermanos y niños más o menos de mi edad, aquella reunión de chicas me tenía entusiasmada.


No es que hiciéramos grandes cosas, pero eran diferentes de las de otros años. 

O puede que ni siquiera, estaba en otro marco.


Y cada mañana me levantaba con la sensación de iniciar una aventura fascinante.


En Asturias y más hace unos años, tener un verano completo con sol, era algo inaudito, por eso quien más, quien menos teníamos un chubasquero o una prenda para la lluvia que nos protegiera.


El mío era azul marino y de nylon, supongo que por eso miraba de reojo el azul pálido de la niña de mi edad en aquella casa.


Estaba convencida de que se lo habían tenido que comprar aquellas hermanas que tanto me gustaban.


Porque me parecía imposible que una madre no fuera igual de práctica que la mía y no pensara que mucho mejor un color sufrido que no se manchara con juegos y andanzas infantiles.


Aquel impermeable me traía por la calle de la amargura.


Me daba vergüenza decir que el mío me parecía feo y lo miraba a menudo, colgado en el perchero de la entrada, listo para cuando necesitara usarse.





Tanto lo debí de contemplar que una de las veces que me encontraron con la vista fija en él, me dijeron que me lo probara.


No me atreví, me parecía una especie de ingratitud hacia mi madre, pero me quedaron tantas ganas que cada vez que encuentro uno que se le parece no puedo evitar el entusiasmarme con él y si puedo comprármelo.


Algo de eso me pasó con el chubasquero que llevo en las fotos de hoy.


Lo encontré más bien caro para lo que en realidad es, me pareció que no iba a abrigar nada mientras la primavera estuviera fresca y que posiblemente en verano resultara demasiado caliente para poder sacarlo cuando lloviera.


Pero tras resistirme durante casi un mes, bastó que desapareciera de las tiendas para que me entrara una especie de necesidad urgente de tenerlo y me lo compré.


Mi hermana me regaló el capazo de caucho a juego con asas intercambiables y en el outlet de Mango encontré esta falda mitad de bailarina de ballet, mitad de tenis de los años veinte que me pareció que le iba de maravilla y con todo ello puesto me fui con Julián a hacer fotos en cuanto paró de llover. 


Y tengo que decir que a pesar de mis aprensiones, le estoy sacando muchísimo jugo y estoy feliz con él. 


Fotos: Julián Herrero


Chubasquero: Zara
Camisa: Sfera. (Invierno 2014)
Zapatos: Zara (Verano 2014)
Falda: Mango (Outlet)
Bolso: Tienda local (Matina)

26 comentarios:

  1. LINDO TU RELATO. PRECIOSAS LAS FOTOS Y LA EDICCION. MARAVILLOSA SESION

    ResponderEliminar
  2. Hola Curra, que bonita historia, y que lindo color el rosa pálido , esa versatilidad que tienes para armar looks, es realmente envidiable, este se ve tan femenino y dulce,me encanta. Y que buenas fotos , me gustan todas, pero donde se reflejan tus zapatos en el agua , esta de concurso.
    Que tal la vuelta al trabajo? Me imagino que como pez en el agua.
    Un abrazo ,y feliz semana.

    ResponderEliminar
  3. Marilyn Monroe with dark Hair <3
    Love your Outfit ,the Skirt looks adorable!

    Have a great Start in the new Week Curra ,kisses :)

    ResponderEliminar
  4. Me guata muchísimo la historia. El mío también era azul marino pero el fondo era blanco con lunaritos azul marino y me encantaba, deseaba que lloviera para ponerlo y pasear con él.
    El que has comprado es muy bonito, me gusta mucho, y el capazo también.
    Yo también encuentro cosas muy interesantes en el outlet de Mango. Un besín.

    ResponderEliminar
  5. Historias entrañables que se nos quedan en la memoria para siempre, aquí tambien nos viene de maravilla un chubasquero, aunque me da la impresión que debe dar calor, de todas formas es una monada.
    Un saludo.

    ResponderEliminar
  6. Me gusta mucho la historia, y el look ideal.Esos impermeables los tenia de pequeña y de hecho mis hijos han tenido alguno similar. El capazo es ideal aqui los he visto en las tiendas de cositas nauticas y son preciosos.
    Muy guapa Curra
    Un besazo
    Gema
    http://brujuladeestilo.blogspot.com

    ResponderEliminar
  7. Where I live April is a very rainy month but , luckily, not this year! I have always had at least one raincoat in my closet. I consider a trench a very versatile item and I love wearing it ! Yours, in such a delicate colour, is lovely and the bag in the same colour is lovely too.Very nice shoes with a special heel...

    ResponderEliminar
  8. Buenos días Curra: la fotografía de los zapatos reflejándose en el agua, maravillosa. Un saludo cariñoso.

    ResponderEliminar
  9. Hola. hiciste muy bien en comprarte finalmente el chubasquero porque así te sacas una espinita del pasado y luces un modelo elegante en un color ideal y en el norte le vamos a dar todo el año mucho uso. Estás elegantísima. Me encanta los tonos claros de todo el conjunto. El bolso que te regaló tu hermana es muy práctico. Bonitas fotos. Seguimos en contacto

    ResponderEliminar
  10. Preciosos esos tonos pastel para una primavera lluviosa.
    Y muy muy bonitas las fotografías.
    Bss Curra.

    ResponderEliminar
  11. estas guapisima Curra!! que pasada de look!!!! me encanta!!!

    Besos

    trapones.es

    ResponderEliminar
  12. Hola Curra!!!Cómo te entiendo!!!mi madre me compraba siiiiempre el impermeable en azul marino, decía "así va con todo"y yo...lo odiaba!!!
    quería de muñequitos y estampados chulis!!Ahora uso gabardina pero...hace un par de años compré uno blanco con margaritas rojas ideal.
    Lo he usado dos veces pero...me sentí tan bien cuando lo compré!!!creo que era para mi "yo-niña".

    El tuyo me encanta.

    bessis!!DE RAZA.

    ResponderEliminar
  13. Qué historia más bonita, Curra. Sí, la verdad es que cuando se nos queda la espinita de algo que no pudimos tener en el pasado, lo buscamos de manera inconsciente en el futuro ;) Entiendo tu amor por el chubasquero si se parecía a este, pues es precioso!!!

    Un besote!!
    Miss Greyhound
    www.missgreyhound.com

    ResponderEliminar
  14. Hoy te quiero "robar" toda la parte de arriba del look, camisa, chubasquero, capazo y pañuelo, me encantan. No se como sería el chubasquero de tu infancia pero el que llevas hoy es muy, muy bonito.
    Besos

    ResponderEliminar
  15. Jajaja, "traumas" del pasado, jeje todas tenemos historias así, de nuestra infancia, yo odiaba las camisetas interiores que mi madre me ponía. Y no tengo ni una, aunque haga frio, no las resisto.
    Te ha quedado un look precioso, muy delicado y femenino, me encanta!!! Besos guapa.

    miestiloesasi.blogspot.com

    ResponderEliminar
  16. Me encanta, todo: el chubasquero, la camisa...los zapatos. Aunque solo sea para ponértelo con esta combinación mereció la pena comprarlo....estas guapisima y muy Chic. y ademas seguro que como dices te lo pones muchas veces más :D
    LUNVA

    ResponderEliminar
  17. Pues precioso. el chubasquero Curra, es verdad que las cosas con las que nos obsesionamos de niños, nos marcan bastante. La falda es preciosisima, qyemaravilla, muy guapa. cono siempre.
    Besinos preciosa!
    http://unvestidoparami.blogspot.com

    ResponderEliminar
  18. Hola guapa!! un look con mucho estilo me encantan los tonos pastel de las prendas son ideales para esta primavera. Besos

    Chicasaltasalamoda.blogspot.com

    ResponderEliminar
  19. Que historia mas tierna y bonita la del chubasquero, no me extraña que tengas fijación y seguro que ahora te vengas de todo ese tiempo en el que lluvia significaba ropa oscura y sufrida que no dejaba ni un atisbo a la coquetería. Besos

    ResponderEliminar
  20. Un magnifico reporteje...muy elegante...un beso desde Murcia...

    ResponderEliminar
  21. Me encanta ese chubasquero! Me recuerda a uno que tuve de pequeña. Es un color que rejuvenece y transmite sensación de ternura. Estás divina, Curra!
    un beso.

    http://marquisejuliette.blogspot.com.es

    ResponderEliminar
  22. Curra no se si será coincidencia pero el.refrán de en abril aguas mil suele cumplirse aqui la semana pasada llovió unos dias sin parar el chubasquero tiene un color muy suave y el capazo le va que ni pintado.Que curiosa la.historia siempre resultan tiernos los recuerdos de la niñez. Besos.

    ResponderEliminar
  23. Hola Curra, una bonita historia acompaña a tus imágenes, me encanta. Al final le sacas partido y esto es bueno, estás muy guapa. Hace un momento he hecho un comentario a una entrada tuya y cuando me he dado cuenta he visto que era del 2012, jejeje, besos

    ResponderEliminar
  24. Me enamora este conjunto, te ves tan etérea, todo lo que llevas es precioso y el estampado del pañuelo de ensueño. Tú lo luces todo como pocas mujeres pueden.

    ResponderEliminar
  25. Queda perfecto, es tan suave y delicado, pero genial.

    besitos

    ResponderEliminar