martes, 28 de agosto de 2012

Contraste




En las últimas entradas casi siempre sale como fondo la ciudad de Gijón. Sacamos las fotos en los fines de semana y solemos estar allí. Pero cuando llega el domingo hay que retornar a Oviedo para empezar la semana laboral al día siguiente.




Frente al bullicio y la animación de la Villa gijonesa, las tardes de los domingos en Oviedo son un remanso de paz.
Las calles vacías, las tiendas cerradas, los jardines despoblados, todo parece estar dormido, esperando la llegada del lunes.




Porque la vida ha cambiado mucho y ya no quedan resquicios de aquella ciudad fantasma de los agostos de hace años.
El que más y el que menos hemos tenido que reducir vacaciones y se nota cada vez más la incorporación de la mujer al trabajo.





Cuando yo era pequeña, en cuanto nos daban las vacaciones nos íbamos con mi madre y mi padre se quedaba en casa solo ejerciendo encantado de “Rodríguez”




En mis años de carrera, los últimos exámenes solían ser en julio y me iba para el pueblo con mis tías, mientras mis hermanos y mi madre empezaban su veraneo en Valjunco (Valencia de Don Juan, Léon)







 Recuerdo que mi padre me llevaba a la salida a comer a alguna de sus tascas favoritas, donde inevitablemente nos encontrábamos con otros “Rodríguez” que compartían con él sus descubrimientos de donde cocinaban mejor los calamares en su tinta o la carne gobernada.





Ahora por semana la ciudad se llena de turistas y somos muchos los que nos quedamos para trabajar, con lo que está más o menos animada, pero el domingo descansa y duerme, alejada de ruidos y jaleo.






24 comentarios:

  1. Currina!!! cómo me gusta cómo te expresas! y me encanta verte de vestidín y zapato plano! acuérdate que estoy de vacas (me piro el viernes de finde a Galicia de aniversario), nos vemos cuando quieras!

    http://maritienblog.blogspot.com.es/

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me alegro de que te guste. No sabía que estabas de vacaciones. Ya te mando un m@il y quedamos que esto del conocimiento virtual está bien ,pero menos

      Eliminar
  2. Curra que guapa estás! El vestido es monisimo y las sandalias planas me encantan. La verdad es que Oviedo los domingos es una ciudad muy tranquila esceptuando el Fontan que es un hervidero de gente, me encanta dar una vuelta y tomar algo relajadamente en cualquier terraza. Te imaginas un post otoñal teniendo de fondo el mercado? Un beso guapa.
    http://solaanteelespejo.blogspot.com.es/

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracia María, este tipo de vestidos escapados con cuello a la caja y escote halter en las sisas suelen resultar muy favorecedores y en colores vivos aún más. Esta vez tocó jugar con los azules y me gusta el resultado sin ser nada del otro jueves.
      Me imagino perfectamente una entrada con fotos en el Fontán en plena ebullición, pero suele ser muy complicado porque hay demasiada gente y no hay forma de poder conseguir una foto sin un montón de interrupciones.

      Eliminar
  3. Me ha gustado la combinación de azules, el vestido te sienta genial.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Bienvenida al blog y encantada de conocerte. Los azules suelen ser muy favorecedores y la gama es tan amplia que no necesitas salirte de ella para cambiar o contrastar.
      El vestido es de las últiams rebajsa de Zara del año pasado, pero como señtiembre y octrubre fueron tan calurosos me lo puse mucho, la ser amplio resutla muy cómodo y además apenas arruga - que como bien sabes, es una ventaja-

      Eliminar
  4. Un look fantástico de oficina, de mujer independiente, que como dice Bebe en una de sus canciones "se pone tacones para hacer sonar sus pasos". Esa mujer fatal, trabajadora tanto dentro como fuera de casa, que como dijo Omaira en EPD ejerce una multitud de papeles (madre, esposa, amiga, confidente, trabajadora, hija) y aún así está expléndida en cada ocasión. Yo lo único que pido es que el día que deje el nido pueda irme a una ciudad mediana, porque el pueblo (O ciudad dormitorio) parece que es domingo a diario, y en una ciudad con movimiento, aún con la rutina de ir de casa al trabajo hay más cosas que hacer diariamente y como que tienes más ganas de moverte, de conocer sitios a pesar de estar derrotada al llegar del trabajo. Me ha encantado el outfit, este tipo de vestidos te queda como un guante :) aunque yo en mi caso le hubiese dado un toque de plata en las sandalias. Patri.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me alegro que te guste Patri. No suelo llevarlo a trabajar porque tengo otros que me parece que quedam mejor. Al tener mucho escote en las mangas si lo pongo sin nada encima, da la impresión de que se ve mucha piel en un sitio cerrado y serio ocmo el trabajo.
      Lo que dices de las ciudades dormitorio, lo mismo que los pueblos y algunas ciudades pequeñas, es verdad, se echa de menos un poco más de vida, pero en las grndes acabas mucho más perdida y mucho más cansada de pelear con todo y con todos para cualquier cosa.
      Esverdad que unas sandalias plata o de otro color, hubieran contrastado, pero salvo en casos muy espciales donde el contraste es precisamnete la esencia del conjunto, perfiero las armonías, me parecen mucho más´favorecedoras, aunque se lleven menos

      Eliminar
  5. Curra, me gusta que compartas tus recuerdos con nosotras, y conocerte un poco mejor. ¿qué carrera hiciste?. Oviedo lo conocí el verano pasado y me encantó. Me gustan las ciudades pequeñas que combinan las comodidades de una ciudad con la tranquilidad de los pueblos, donde se conoce mucha gente, y el ritmo es ágil pero no tortuoso. Yo que vivo cerca de Madrid, sé bien lo que te digo, aunque yo vivo en un pueblo y aquí la vida no es la de la capital, pero sí tenemos la ventaja de tenerla a 15 minutos, y disfrutar de la amplia oferta que ofrece en todos los sentidos. Me gusta mucho tu look de hoy, ese tipo de escote es muy favorecedor y también el color del vestido. Es un look muy sencillo pero elegante, como tú, y a la vez fresquito y cómodo ¿se puede pedir más? Bss guapa y disfruta del martes¡¡

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Yoli- Lo, estudié Derecho aquí en Oviedo y un día de estos os enseño la que fue mi facultad y hoy es la sede central de la Universidad de aquí.
      Las ciudades pequeñas tienen su defectos, pero en general tienen más comodidades, siempre que no lo sean demasiado. En Asturias al estar tan cerca Gijón- Avilés y Oviedo y estar bien comunicadas es como si viviéramos en una gran urbe y aprovechamos las ventajas de cada una, sin tener que sufrir los inconvenientes.
      Me alegro de que guste el vestido es muy ponible y en ese color sienta muy bien.

      Eliminar
  6. Hola Curra. Da igual lo que te pongas, estas estupenda.
    Me encanta el texto y como esta redactado. ( mi Movil no pone acentos).

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. HMN no te creas que siempre estoy estupenda, lo que pasa es que solo saco las fotos en que me veo bien - como obsevarás todo tiene su truco- y por eso lo parece. Además procuro hacer entradas con la ropa que más me favorece y se nota.
      Me encanta que te gusten los textos, no quería tenr un blog que sólo girara en torno a la ropa y la moda. Al final los egoblogs no dejan de ser un trozo de vida y me gusta sacar pequeños retazos de la mía de vez en cuando

      Eliminar
  7. Respuestas
    1. Me alegro de que te guste Marta. Hoy te econtré muy favorecida con los shorts y el conjunto en negro total te favorece

      Eliminar
  8. Curra me encanta el vestido la forma y el color y la combinación con el azul mas fuerte.te queda genial..y ayy que recuerdos los examenes de julio de la carrera jeje¡cuantos años¡Yo también iba a estudiar derecho y a ultima hora cambié de idea..no veas el disgusto de mi padre jejeje..yo creo que aun despues de tantos años no se ha repuesto jeje
    Besos guapa
    Gema
    Ahh el sabado volvemos a poner en marcha el blog..me permitiras que ponga la dirección por si alguna quiere visitarnos

    www.tuestiloadiario.blogspot.com

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es que en las familias es muy habitual hacerse una composición de lugar y atribuir a los hijos aficiones y a veces ahasta ideas que en realidad son nuestras. Es muy humano y casi todos caemos en mayor o menor medida. Seguro que por encima de la ilusión que se le quedó en el cajón a tu padre le encanta ver a su hija feliz y a sus nietas creciendo y poniéndose tan guapas.
      !Cómo pasa el tiempo¡ El sábado ya es septiembre. Seguro que volvéis llenas de ideas y de tendencias observadas para compartir con las seguidoras, habrá que pasarse por el bog y ver lo nuevo que se cuece ¿verdad?

      Eliminar
    2. Gracias Curra esperamos vuestras visitas
      Besos
      Gema

      Eliminar
    3. Ahí estaremos Gema, que es seguro que encontraremos mil cosas interesantes

      Eliminar
  9. Muchas gracias por tus amables palabras,en estos momentos se agradecen las muestras de consuelo.
    Estas muy guapa con este look de azules.El vestido te sienta como un guante y los complementos lo hacen muy chic y elegante.Como siempre es u placer leer tus cometarios,sobre todo despues de conocer Oviedo.Un saludo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pepa, si alguien no es capaz de comapdecerse de la tristeza de alguien que tiene cerca, es que no tiene sentimientos y no es el caso. Tú formas parte del blog, eres de las comentaristas habituales y lo normal es que si explicas que estás pasándolo mal, yo lo tenga en cuenta.
      Precisamente por eso valoro el doble tu comentario, porque por más que queramos sacudirnos la tristeza, ella se pega a nosotros y nos atenaza.
      Me hace mucha ilusión que te haya gustado Oviedo. Las fotos están hechas cerca del auditorio porque a esa hora es de las zoans que todavía conserva luz

      Eliminar
  10. Yo también recuerdo algún verano de "Rodriguez" con mi padre en Las Palmas...¡qué tiempos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¿verdad que tenían su encanto? Ahora nos tenemos que acomodar a lo que nos toca y agradecidos que con la que está cayendo las cosas se pueden poner más que feas.
      Habrá que buscarle el lado bueno a la crisis y aprender de todos sus inconvenientes

      Eliminar
  11. Todo tiene sus ventajas y descubrir la ciudad casi vacía paseando entre dos luces se acaba convirtiendo en una sensación de complicidad a tres: nosotros y la urbe. Claro que todo eso decae en el momento mágico y a la vez habitual de saborear el helado (no es "un helado" cualquiera que se toma a cualquier hora, no... es un "helado especial" que se ha convertido en el complemento del final de la tarde en Oviedo). Una vez que el dulce está en nuestras manos hace transladar el centro de interés al sentido del gusto y se convierte en placer principal para terminar el domingo.
    Julián

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es verdad, nos paseamos, sacamos fotos, le tomamos el pulso a la ciudad dormida y en cierto modo nos confundimos con ella.
      Ese terminar el día y la semana, dar por finalizado el tiempo de asueto, mientras recorremos las calles desiertas y las inmortalizamos, parece terminar cuando llegamos a la heladería.
      Un poco de conversación con nuestro amigo Pieruz y parece que diéramos un golpe de timón.
      Es como si todo quedara a la espera mientras saboreamos y nos deleitamos.
      El placer se disuelve, se funde en la boca , sabe a turrón y a stracciatella.
      A partir de ahí el caminar es pura rutina, las calles se dan por sabidas y la conversación adquiere los matices dulces de la Heladería Italiana

      Eliminar