viernes, 27 de julio de 2012

Desde el parque del Oeste otro vestido blanco




Si hay algo que me encanta de Oviedo, es su tamaño.






No es lo bastante pequeña como para resultar agobiante y tiene todas las ventajas de las ciudades medianas.






En media hora puedes ir desde el centro a la mayor parte de los extremos y si tienes un poco más de tiempo, caminas un rato y te encuentras en plena naturaleza.






El Monte Naranco, en realidad, es una colina que corona la parte oeste y una referencia obligada para todos los carbayones.





Sus bosques de eucaliptos, su suave pendiente, la imagen del Corazón de Jesús coronando una de sus cimas.






Las laderas jalonadas por merenderos con una vista excepcional de la ciudad.






Y en su base las inmensas praderas del parque de Purificación Tomás.





Desde otro de los extremos, en el Parque del Oeste, con nuevo vestido blanco, esta vez en versión boho-chic, el domingo con un sol radiante.


14 comentarios:

  1. Curra, hoy estás espléndida, me encanta el vestido y cómo lo has combinado.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracia, el vestido tiene por lo menos seis años, pero me sigue encantando, me parece sencillo y con caída con lo que lo llevo muy a gusto. Tiene un pelo más de escote de lo que a mí me gusta y por eso le puse un collar tan grande, pero ese tipo de forros hechos vestido me parecen el colmo de la elegancia a poco bien sentados que estén.
      Me ha encantado tu reflexión de hoy, me la quedo para el finde.
      Un abrazo

      Eliminar
  2. En la ùltima foto te sales, ademàs es que insinúas tu figura y me pareces súper interesante. Es cierto que a lo mejor me parece una largo-corto, o un corto-largo. El escote es el justo y necesario...yo creo que te sientes muuuuuuuy bien dentro de ese vestido...a que no me equivoco??

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Mil gracias Belén , estuve fuera y la BlackBerry no me deja contetar los comentarios, auqnue sí publicarlos y leerlos.
      Es verdad que el vestido tiene un largo difícil y que en cuanto me descuido se ciñe más de la cuenta con lo que resalta cualquier defecto, pero tienes razón cuando dices que me encuentro muy a gusto con él. Como se ve cuando me siento tiende a aflojar el tirante, pero con todo me parece favorecedor y elegante, así que salvo que engorde le quedan años en mi armario

      Eliminar
  3. Simplemente me encanta: la forma del vestido, cómo lo has combinado con esas sandalias joya :) perfecta! Y la puesta en escena no podría ser más favorable.

    Patri.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Patri, tú me miras con buenos ojos.
      El parque del Oeste es un sitio privilegiado, al lado del estadio de fútbol y de un circuito de piscinas, es una extensión verde considerable y tiene una zona de cascadas y escaleras, sobre fondo de gresite azul claro, fracamente bonita. Y en la parte de arriba una especie de banco corrido en hormigón con formas sinuosas y curvas donde hicimos la mayoría de las fotos

      Eliminar
  4. Estas guapisima! te sienta como un guante :)
    En el monte Naranco esta la iglesia de Santa Maria del Naranco no? me encanta!! saque notaza en historia del arte gracias a esa iglesia.. y es que es tan facil y bonita de estudiar :)
    Un besazo Curra y gracias por los consejos en mi blog!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sí, Susana, Santa María del Naranco y San Miguel de Lillo están en el Nasranco y son dos joyas del prerománico asturiano.
      Uno de estos días subiremos hasta allí y os los enseño que merece la pena.
      Qué bien que seas tan estudiosa y saques buenas notas. Ya verás como te sirve de base para la carrera y la llevas de corrido

      Eliminar
  5. En la última foto estás genial. En las otras parecía que el vestido te quedaba un poco grande. Blanco y dorado es un gran acierto para el verano. Bss

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Mil gracias Marta.
      No me queda grande, pero cuando me siento tiene tendencia a desbocarse y lo parece.
      Con todo es uno de mis vestidos favoritos y tal como dices con dorado queda muy bien este verano que se lleva tanto esa combinación

      Eliminar
  6. Me encanta la combinación de blanco con detalles dorados, yo el vestido lo cortaría un poco, tiene un largo complicado. Dale la enhorabuena al fotógrafo, lo hace genial y estoy de acuerdo contigo que tanto Gijón como Oviedo tienen un tamaño perfecto. Cuando visitamos algún pueblo remoto perdido en cualquier parte de la geografía española o alguna urbe , me siento privilegiada de vivir en mi ciudad. Bsinos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Mil gracias, por cierto no sé cómo te llamas después de tanto tiempo comentando una y la otra, con comentarios de ese tipo la moral sube a las nubes.
      Julián te da las gracias también.
      Tienes toda la razón, con lo de las fotos, son francamente buenas y siempre consigue sacar lo mejor que tengo. Tú que me conoces en persona sabes que al natural no soy tan espectacular como parezco en la mayor parte de las entradas, pero ya que teng la suerte de que me sacan guapa, la aprovecho.
      Lo del largo del vestido, no te creas que no lo pensé, pero si lo cortas pierde buena parte de su encanto porque rompe la caída, así que me las apaño con el calzado y a pesar de todo me gusta el efecto.
      En Asturias tenemos mucha suerte porque tanto Gijón, como Oviedo tienen un tamaño perfecto y al estar tan cerca y tener también al lado Avilés disfrutamos de una especie de gran urbe sin tener que aguantar los inconvenientes

      Eliminar
  7. Me encanta la forma del vestido y el color pero a mi me gustaría o largo hasta los pies o por encima de la rodilla. la combinación de blanco con complementos dorados me parece muy elegante y estilosa.
    ¡Muy guapa Curra¡
    Besos
    Gema

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gema, mil gracias por el comentario.
      Ya comenté más arriba que es cierto que el vestido tiene un largo dfícil, pero curiosamente más corto pierde todo su aire desenfadado y parte importante del encanto y más largo resultaría de fiesta absoluto, así que lo dejo tal cual.
      Ya me acostumbré y me gusta. Aparte de que la midi empieza a verse de nuevo en las pasarelas y dentro de nada nos parecerá de lo más normal

      Eliminar